Colores monocromáticos: qué son y todos y cada uno de los ejemplos

El denominado como plano de los colores monocromáticos se conforma de variados tonos o matices de un solo color.

Esta forma de categorizar los colores se ha conocido para extensos usos, pues tiene enorme utilidad por la armonía que refleja.

¿Qué son los colores monocromáticos?

Partiendo de de un color base se podrían inventar tonos o matices de este, al incorporar blanco, gris o negro, con el fin de esclarecer u oscurecer el similar.

No se trata de solo un color, sino de múltiples niveles e intensidades. Se charla de plano porque la definición de los colores monocromáticos se comprende más a la vista.  

Ejemplos de los colores monocromáticos

Monocromático del amarillo

Monocromático del naranja

Monocromático del rojo

Monocromático del violeta

Monocromático del azul

Monocromático del aguamarina

Monocromático del verde

Variados usos de colores monocromáticos

Entre los usos primordiales de los colores monocromáticos, se combina con la decoración, para crear espacios con una ambientación acogedora, con colores que van bien juntos porque todos derivan de uno base.

Cuando a la creación de atuendos, en la moda y de manera casual, es un enorme recurso para conjugar colores bien difíciles como los colores estridentes y más, sin importar un mínimo el estilo que se desee enseñar.  

Los artistas asimismo producen sus propias paletas con colores monocromáticos; partiendo de de uno elegido, para agregarles otros, buscando ciertas tonalidades para contrastes, bases y demás, incluso al utilizar agua con las acuarelas.